Sermon:
El Reino de Dios

Pastor Amat Fernandez

Lectura: Mateo 19:24 Mas os digo, que más liviano trabajo es pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de Dios.

Introducion: Hoy estudiaremos el gobierno de Dios y su caracter, reconociendo la Majestad de nuestro rey, de que se trata el Reino de Dios y la importancia de pertenecer a el.

Ilustracion: Ninguna persona sera experta de nada sin la participacionen la comunidad. Ningun pianista podra lograr excelencia sin aprender de un maestro, que le entrene, guie y enseñe, o ningun medico podra graduarse ni practicar su profecion sin antes someterse a la autoridad de otro medico con experiencia que sea su mentor. Ningun atleta solo podra entrenarse o competir. ¿Que premio ganaria? Asi muchos quieren ser de Dios, sin conocer su Reino o participar de el.

1. Gobierno de Dios

A. El Reino de Dios es Teocratico

2 Crónicas 20:8 Y dijo: Jehová Dios de nuestros padres, ¿No eres tú Dios en los cielos, y te enseñoreas en todos los reinos de las Gentes? ¿no está en tu mano tal fuerza y potencia, que no hay quien te resista?

Salmos 95
3 Porque Jehová es Dios grande; Y Rey grande sobre todos los dioses.

1 Timoteo 1
17 Por tanto, al Rey de siglos, inmortal, invisible, al solo sabio Dios sea honor y gloria por los siglos de los siglos. Amén.

B. El Reino de Dios es Gobernado por su Hijo.

Porfetizado:

Isaías 9:6-7
6 Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado; y el principado sobre su hombro: y llamaráse su nombre Admirable, Consejero, Dios fuerte, Padre eterno, Príncipe de paz.
7 Lo dilatado de su imperio y la paz no tendrán término, sobre el trono de David, y sobre su reino, disponiéndolo y confirmándolo en juicio y en justicia desde ahora para siempre. El celo de Jehová de los ejércitos hará esto.

Declarado:

Mateo 28:18 Y llegando Jesús, les habló, diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra.
Testificado
Efesios 1:20-22
20 La cual obró en Cristo, resucitándole de los muertos, y colocándole á su diestra en los cielos,
21 Sobre todo principado, y potestad, y potencia, y señorío, y todo nombre que se nombra, no sólo en este siglo, mas aun en el venidero:
22 Y sometió todas las cosas debajo de sus pies, y diólo por cabeza sobre todas las cosas á la iglesia,

Testificado:

Hebreos 1:3-8
3 El cual siendo el resplandor de su gloria, y la misma imagen de su sustancia, y sustentando todas las cosas con la palabra de su potencia, habiendo hecho la purgación de nuestros pecados por sí mismo, se sentó á la diestra de la Majestad en las alturas,
4 Hecho tanto más excelente que los ángeles, cuanto alcanzó por herencia más excelente nombre que ellos.
5 Porque ¿á cuál de los ángeles dijo Dios jamás: Mi hijo eres tú, Hoy yo te he engendrado? Y otra vez: Yo seré á él Padre, Y él me será á mí hijo?
6 Y otra vez, cuando introduce al Primogénito en la tierra, dice: Y adórenle todos los ángeles de Dios.
7 Y ciertamente