Sermon:
Levítico 26:4
Yo os enviaré las lluvias (guéshem-lluvia fuerte, abundante) a su tiempo, y la tierra y el árbol del campo darán su fruto.

En la Palabra encontramos muchas veces la utilización de la lluvia como simbolismo de bendiciones. Así que por ello entendemos que hay una lluvia espiritual que cada hijo de Dios debe pedir que sea derramada en su vida.

Escuchamos alabanzas que hablan de ellas basadas en las palabras escritas por los profetas y siervos de Dios en la Biblia y también las cantamos pero es importante entender que es lo que estamos pidiendo cuando decimos… DIOS MANDA LLUVIA, UNA LLUVIA SE OYE, ABRE LOS CIELOS HAS LLOVER o simplemente pedimos la Lluvia de Dios porque la palabra que declaramos con nuestra boca tiene poder en el mundo espiritual.

Para los israelitas era vital la caída de la lluvia para sus cosechas pues la lluvia es escasa en Israel por ello siempre Dios al hablarles de bendiciones les recordaba de una manera u otra que era Él quien les proveía de esa bendición para que tuvieran abundante cosecha en los campos y viñedos.

Deuteronomio 28:12
Te abrirá Jehová su buen tesoro, el cielo, para enviar la lluvia a tu tierra en su tiempo y para bendecir toda la obra de tus manos. Prestarás a muchas naciones, y tú no pedirás prestado.

Así como también tenía el poder de detenerla.

2 Crónicas 6: 26-27
26 Si los cielos se cerraren y no hubiere lluvias, por haber pecado contra ti, si oraren a ti hacia este lugar, y confesaren tu nombre, y se convirtieren de sus pecados, cuando los afligieres,
27 tú los oirás en los cielos, y perdonarás el pecado de tus siervos y de tu pueblo Israel, y les enseñarás el buen camino para que anden en él, y darás lluvia sobre tu tierra, que diste por heredad a tu pueblo.

Pero una y otra vez Dios le repetía y prometía al pueblo…

Deuteronomio 11:14
Yo daré la lluvia a vuestra tierra a su tiempo, la temprana y la tardía, y tú recogerás tu grano, tu vino y tu aceite.

Para los israelitas el año era dividido en estaciones agrícolas según el Calendario de Gezer...Habia una estación Seca (meses de verano) de abril a noviembre y una Estación Lluviosa.

Para el tiempo de lluvia existian 2 palabras hebreas que se utilizaban según los diferentes momentos que se presentaban…

• YORÉ “LA LLUVIA TEMPRANA” (la lluvia de otoño) se esperaba para finales de octubre y principios de noviembre.

Joel 2:23
Vosotros también, hijos de Sion, alegraos y gozaos en Jehová vuestro Dios; porque os ha dado la primera lluvia a su tiempo, y hará descender sobre vosotros lluvia temprana y tardía como al principio.

La lluvia temprana es la que humedecia la tierra y permitia al agricultor arar más fácilmente para así poder depositar la semilla. Los tiempos de lluvia temprana son para crecimiento del fruto.

CRECIMIENTO: Aumento imperceptible y gradual del tamaño del organismo de un ser vivo hasta alcanzar la madurez.

CRECER: sugiere un aumento o desarrollo