|  Forgot password?

Somos la Luz del Mundo

(38)

Sermon shared by Cesar Delvillar

April 2000
Summary: Si fueramos acusados de ser cristianos,¿existe suficiente evidencia para declarnos culpables? Nuestro estilo de vida es el mejor indice del grado de espiritualidad desarrollado en nuestra experiencia con Cristo. Debemos estar seguros de que de manera adec
Tags: Faith (add tag)
Denomination: Adventist
Audience: General adults
Sermon:
Somos la Luz del Mundo


En su libro, ¿Por qué No el mejor?, el Presidente Jimmy Carter nos cuenta sobre un día que, sentado en una iglesia de Plains, Gergia él estuvo pensando acerca del título de un sermón. El título era bastante largo, e incluía una pregunta. ¡Era, "Si usted fuera arrestado por ser un cristiano ¿habría bastante evidencia para declararlo culpable"?

Realmente era un título demasiado largo que sin embargo era bueno, porque consiguió atraer la atención de Jimmy Carter y le hizo pensar. "Si usted fuera arrestado por ser un cristiano, ¿habría bastante evidencia para declararlo culpable"? Carter dice que él no puede recordar lo que el predicador dijo durante el resto de la mañana, pero él todavía recuerda lo que él pensó cuándo él erscuchó por primera vez ese título.
Él era diácono y un maestro de la escuela de iglesia, y siempre había hecho bastante pública su fe. ¡Pero, cuándo se enfrentó con la pregunta, "Si usted fuera arrestado por ser un cristiano, ¿ habría bastante evidencia para declararlo culpable"?
El pensó, probablemente yo podría hablar a mi manera y salirme de esto!"

¿Qué sobre usted y yo? ¿Si fuéramos arrestados por ser cristianos, ¿habría bastante evidencia para declararnos culpables?

 La luz SIEMPRE se hace evidente o nos pone en evidencia.

¿Cuáles cuerpos dan luz en en los cielos? ¿Cuál de ellos es verdaderamente una fuente de luz? ¿Qué de nosotros si no tuviéramos ninguna luz? La inmensa mayoría de las plantas no puede producir alimento para el hombre sin la luz. Estaríamos continuamente desorientados debido a que no podríamos ver nada.

Mientras enseñaba al pueblo, Jesús creaba interés en sus lecciones y retenía la atención de sus oyentes mediante frecuentes ilustraciones sacadas de las escenas de la naturaleza que les rodeaba.
Era de mañana, el cielo estaba azul, con un sol muy radiante, el cual disipaba las sombras en los valles. El agua tranquila del lago reflejaba la luz del sol y servía de espejo a las nubes matutinas. De los árboles brotaban los preciosos trinos de los pájaros. En ese momento les dijo:
“Vosotros sois la luz del mundo”. Mateo 5:14-16

En la luz de la mañana se destacaban claramente las aldeas y pueblos edificados en los cerros circundantes.

Señalándolos, Jesús dijo: “Una ciudad asentada sobre un monte no se puede esconder” Luego añadió: “ Ni se enciende una lámpara y se pone debajo de un almud, sino sobre el candelero, y alumbra a todos los que están en la casa”

La mayoría de sus oyentes esa mañana, eran campesinos o pescadores, en cuyas humildes moradas había un solo cuarto, en el que una sola lámpara, desde su sitio, alumbraba a toda la casa.

“Así alumbre vuestra luz delante de los hombres, para que vean vuestras buenas obras, y glorifiquen a vuestro Padre que está en los cielos”.

La luz siempre ha sido un símbolo de la presencia divina. Como tal, la shekinah, gloria de Dios, aparecía entre los dos querubines en el propiciatorio.

La humanidad por sí misma no tiene luz. Somos como la luna cuando no mira hacia el sol. Pero cuando volvemos nuestros ojos hacia el Sol de Justicia, cuando nos relacionamos con Cristo, el alma entera fulgura con el brillo de la presencia divina. Nos convertimos en reflectores de esa luz.

 “Si Cristo mora en el corazón, es imposible ocultar la luz de su presencia”

Ilustración: Se cuenta que
Comments and Shared Ideas

Join the discussion

  |  Forgot password?
Sign in to join the discussion New to SermonCentral? Create an account
New Better Preaching Articles
Featured Resource
Today's Most Popular
Sponsored Links