Improve your sermon prep with our brand new study tools! Learn all about them here.
Sermons

Summary: parte 4 de la serie

  Study Tools

Leccion 4:

Mat 6:12 Y perdónanos nuestras deudas, como también nosotros perdonamos á nuestros deudores.

1. Perdònanos

Co 2:13 Y á vosotros, estando muertos en pecados y en la incircuncisión de vuestra carne, os vivificó juntamente con él, perdonándoos todos los pecados,

Hay que recordar nuestro posiciòn en Cristo. Si has acceptado Cristo como tu salvador, tus pecados son perdonados. A veces la gene dice, “todos?” sì, todos. “y de mis pecados que harè en el futuro?” todos. Pero como es posible, perdonar mis pecados futuros? La respuesta es simplemente que todos tus pecados fueron “pecados futuros” cuando Cristo muriò por ti en la cruz.

Ps 32:1 <> BIENAVENTURADO aquel cuyas iniquidades son perdonadas, y borrados sus pecados.

Eso no es licensia vivir como diablos. Mira esta parabola en:

Lu 7:40-48 Entonces respondiendo Jesús, le dijo: Simón, una cosa tengo que decirte. Y él dice: Di, Maestro. 41 Un acredor tenía dos deudores: el uno le debía quinientos denarios, y el otro cincuenta; 42 Y no teniendo ellos de qué pagar, perdonó á ambos. Di, pues, ¿cuál de éstos le amará más? 43 Y respondiendo Simón, dijo: Pienso que aquél al cual perdonó más. Y él le dijo: Rectamente has juzgado. 44 Y vuelto á la mujer, dijo á Simón: ¿Ves esta mujer? Entré en tu casa, no diste agua para mis pies; mas ésta ha regado mis pies con lágrimas, y los ha limpiado con los cabellos. 45 No me diste beso, mas ésta, desde que entré, no ha cesado de besar mis pies. 46 No ungiste mi cabeza con óleo; mas ésta ha ungido con ungüento mis pies. 47 Por lo cual te digo que sus muchos pecados son perdonados, porque amó mucho; mas al que se perdona poco, poco ama. 48 Y á ella dijo: Los pecados te son perdonados..

Le servimos porque mucho nos ha sido perdonado.

2. Nuestras deudas

Por què Jesùs dijò deudas? Deudas que debemos a quièn? Por què no dijò pecados? Estaba referiendo a pecados, pero nos muestra un aspecto del pecado muy importante. Muestra el hecho que nuestros pecados son deudas de justicia divina. Es como dijò Davìd en

Salmos 51:4 A ti, á ti solo he pecado, Y he hecho lo malo delante de tus ojos: Porque seas reconocido justo en tu palabra, Y tenido por puro en tu juicio.

Cada pecado que hacemos, sea lo que sea, es un pecado, primeramente, contra Dios. Cuando nosotros hacemos mal a alguièn si pecamos a ellos. Pero nuestro pecado es primeramente contra la ley de Dìos.

3. Nuestro deudores

Mt 18:21-35; Entonces Pedro, llegándose á él, dijo: Señor, ¿cuántas veces perdonaré á mi hermano que pecare contra mí? ¿hasta siete? 22 Jesús le dice: No te digo hasta siete, mas aun hasta setenta veces siete. 23 Por lo cual, el reino de los cielos es semejante á un hombre rey, que quiso hacer cuentas con sus siervos. 24 Y comenzando á hacer cuentas, le fué presentado uno que le debía diez mil talentos. (16,180,000 dolares) 25 Mas á éste, no pudiendo pagar, mandó su señor venderle, y á su mujer é hijos, con todo lo que tenía, y que se le pagase. 26 Entonces aquel siervo, postrado, le adoraba, diciendo: Señor, ten paciencia conmigo, y yo te lo pagaré todo. 27 El señor, movido á misericordia de aquel siervo, le soltó y le perdonó la deuda. 28 Y saliendo aquel siervo, halló á uno de sus consiervos, que le debía cien denarios; (cuarenta dolares) y trabando de él, le ahogaba, diciendo: Págame lo que debes. 29 Entonces su consiervo, postrándose á sus pies, le rogaba, diciendo: Ten paciencia conmigo, y yo te lo pagaré todo. 30 Mas él no quiso; sino fué, y le echó en la cárcel hasta que pagase la deuda. 31 Y viendo sus consiervos lo que pasaba, se entristecieron mucho, y viniendo, declararon á su señor todo lo que había pasado. 32 Entonces llamándole su señor, le dice: Siervo malvado, toda aquella deuda te perdoné, porque me rogaste: 33 ¿No te convenía también á ti tener misericordia de tu consiervo, como también yo tuve misericordia de ti? 34 Entonces su señor, enojado, le entregó á los verdugos, hasta que pagase todo lo que le debía. 35 Así también hará con vosotros mi Padre celestial, si no perdonareis de vuestros corazones cada uno á su hermano sus ofensas.


Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion