Sermons

Summary: Quiero que los oyentes ceguen por su vida espiritual, no dejando que las malas influencias obstaculicen su comunión con Dios.

Propósito: Quiero que los oyentes ceguen por su vida espiritual, no dejando que las malas influencias obstaculicen su comunión con Dios.

Introducción

Jesús está con sus discípulos en la región del Mar de Galilea. Él multiplicó panes por segunda vez, alimentando a una multitud, y atravesando el mar hacia el otro lado.

Los discípulos se olvidaron de llevar suficiente pan (v.5), y en el barco no tenían más que un pan, sólo (Mc 8.14).

Jesús les advierte: eviten la levadura de los fariseos y saduceos (v.6) (y de Herodes - Mc 8.15).

Ellos vincularon esta recomendación a su fracaso en no tener suficiente pan en el barco.

Jesús se molesta porque ellos están con el pensamiento volcado hacia las cosas materiales, cuando deberían tener una percepción de las cosas espirituales.

1. Debemos tener cuidado con las cosas espirituales.

1.1. Más importante que las cosas materiales es la influencia que las ideas ejerzan sobre nosotros. Jesús los acusa de ceguera y sordera espirituales. Los discípulos tenían los oídos y los ojos disfuncionales, y el corazón endurecido (Mc 8,17,18).

1.2. La levadura es una metáfora para algo que, aunque sea poco, afecta a una masa mayor y hace crecer. En aquella época, la levadura era, en realidad, un poco de masa ya fermentada (contaminada).

1.3. La levadura de los fariseos y saduceos es lo que ellos enseñan (v.12). Jesús advierte a sus discípulos: tengan cuidado con la influencia de estos hombres.

1.4. Los discípulos no entendieron que la multiplicación de los panes era una señal de que Dios podía proveer o suplir las necesidades, incluso materiales, pero especialmente las espirituales.

1.5. Muchas personas tienen una mente orientada sólo a las cosas materiales. Se preocupan cuando falta comida, ropa, dinero. Pero no se preocupan cuando falta oración, lectura de la Biblia, fe, esperanza, confianza en Dios y certeza de la provisión y del cuidado de Dios.

1.6. Muchos cuidan muy bien de su cuerpo: alimentación equilibrada, frutas, fibras, verduras, etc. Pero, intoxicam su alma viendo todo tipo de veneno en la televisión, en la internet, etc.

1.7. Debemos lanzar nuestras ansiedades sobre Dios (1 P. 5.7) y confiar en el Señor para satisfacer nuestras necesidades del día a día (Mt 6.25-33).

2. Debemos tener cuidado con las ideas que nos influencian.

2.1. A pesar de ver los milagros de Jesús, los fariseos continúan pidiendo más señales, mostrando su incredulidad. Ellos transmitían incredulidad e hipocresía (apariencia diferente del interior - Lc 12.1).

2.2. Claramente, Jesús estaba advirtiendo a Sus seguidores contra la infección insidiosa de incredulidad. Como levadura en una masa, una falta de fe puede penetrar en la vida hasta que aparezca inesperadamente en rebelión abierta contra Dios.

2.3. Así como la levadura, una influencia puede afectar nuestra vida e ir creciendo hasta tomar cuenta de todo. Un poco de levadura leiva toda la masa, dijo Pablo (1 Co 5.6). Un poco de hipocresía, un poco de incredulidad, un poco de pecado, un poco de alejamiento puede volverse mucho.

conclusión

Todos empiezan con "un poco".

¿Qué ideas ha influenciado nuestra vida?

¿Qué tipo de influencia he dejado afectar a mi familia?

¿Qué películas, series, novelas veo?

¿Qué información tengo en internet?

¿Esto ha mejorado mi vida espiritual, o apenas animado el materialismo?

Hay cosas que sólo Dios puede hacer, y los creyentes pueden contar con Él.

Hay otras cosas en las que nos dice: ten cuidado.

Zele por tu vida espiritual. Ten cuidado con las influencias que afectan tu vida.

Llena tu mente de las cosas espirituales.

Copy Sermon to Clipboard with PRO

Browse All Media

Related Media


Communion 2
SermonCentral
PowerPoint Template
Communion 3
SermonCentral
PowerPoint Template
Communion 4
SermonCentral
PowerPoint Template
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion