Improve your sermon prep with our brand new study tools! Learn all about them here.
Sermons

Summary: Muchas veces pensamos que no nos hace daño darnos una pequeña zambullida en las aguas del mundo. ¡Cuidado! Son aguas altamente contaminadas.

  Study Tools

INTRODUCCIÓN

Hoy se habla mucho de la contaminación... contaminación ambiental...contaminación de los alimentos... contaminación de la las aguas... contaminación del arte...etc.

Por un lado, es verdad que vivimos en un mundo contaminado; por el otro, hay alarmismo. Sin embargo, hay un tipo de contaminación que sí debe preocuparnos: la contaminación producida por lo que la Biblia llama “el mundo” .

No debemos olvidar que el concepto del mundo tiene que ver con todo sistema de valores (éticos, morales, religiosos, culturales y sociales ) que están en abierta oposición a Dios y su Palabra.

Así podemos afirmar que:

En este texto Dios nos llama a rechazar las influencias contaminantes del mundo mediante el cumplimiento del propósito que El tiene para nosotros...

Contexto:

Veamos primeramente a que grado de contaminación llego el pueblo de Dios en los días de Jeremías. No nos olvidemos que es aquel pueblo que fue rescatado de Egipto de manera portentosa, aquel pueblo que recibió los 10 Mandamientos en el Sinaí, aquel pueblo escogido para que de él nazca de Mesías prometido, el Salvador de la humanidad...

Este pueblo había llegado a tal grado de corrupción que Dios envía a Jeremías para darles un mensaje visual: “ustedes son como este cinto podrido, inservible”.

Algunos ejemplos del estado espiritual del pueblo de Dios: 2 Reyes 23 (esto se dio en los días del rey Josías contemporáneo de Jeremías).

§ (v.4) Adoración a Baal (señor), Asera (diosa de la fertilidad) y otros dioses en el Templo

§ (v.5) Sacerdotes corruptos e idolatras

§ (v.7) Prostitución idolátrica

§ (v.10) Adoración a Moloc (dios cananeo a quien los reyes Acaz y Manasés sacrificaron sus propios hijos).

§ (v.11) Caballos dedicados al sol en el templo

Estos son solo unos pocos ejemplos...

La pregunta es ¿cómo llego el pueblo de Dios a esa condición? DOS RAZONES:

I. No rechazaron las influencias mundanas de la religión y la cultura que les rodeaba -- se contaminaron en el “Eúfrates” (v. 10)

A. No escucharon la voz de Dios (v. 10a)

B. Siguieron los dictados de sus corazones – querían tener criterio propio, no el de Dios (v. 10b)

C. Se mezclaron con la religión del mundo (v.10c)

D. Se hicieron inútiles como un cinto podrido (v.10d)

II. No cumplieron con los propósitos que tenían como Pueblo de Dios – No valoraron su condición (v. 10)

A. Eran como el cinto que debía estar junto a su dueño (v 1, 11a)

B. Olvidaron el propósito de Dios para ellos:

§ Fama = renombre , orgullo

§ Alabanza = Homenaje a Dios por su condición de Dios

§ Honra = Dignidad – buena reputación

En pocas palabras, se olvidaron de que “el fin principal del hombre es el de glorificar a Dios y gozar de El para siempre”.

CONCLUSION

La confirmación de Jeremías 15: 19-21


Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion