Improve your sermon prep with our brand new study tools! Learn all about them here.
Sermons

Summary: No hay casos perdidos con un Dios de gracia

  Study Tools

Mi Dios: Gracia

Intro: ¿Te has dado cuenta cómo la idea o concepto que tengas de una persona afecta la manera en la que te relacionas con ella? Si tienes la idea de que la persona es muy culta pues tratas de no platicar trivialidades con ella, sino tratas de cuidar lo que dices, cómo lo dices y los temas que sacas a colación en la plática. En fin, el concepto o idea que tengamos de una persona afecta la manera en la que nos relacionamos con ella.

Esto me quedó muy claro hace muchos años, cuando siendo joven y soltero conocí a una señorita. Sabía que venía de fuera de nuestro Estado y esto era evidente por su manera de vestir, su manera de hablar y de relacionarse. Debo confesar que no me agradaba mucho pues la había clasificado con la etiqueta de “pesada” (como decimos por acá). Este concepto afectó mi escasa relación con ella. Por lo mismo, casi no coincidíamos en los mismos círculos y mucho menos buscaba ocasión para interactuar con ella.

Pasó el tiempo y providencialmente en una ocasión tuve la oportunidad de platicar a mayor profundidad con ella. A partir de ese momento, mi concepto de ella fue cambiando favorablemente y llegó a cambiar de tal modo que tres años después me casé con ella hace casi 18 años. ¡Cuán equivocado era mi concepto de Delia! Pero mi concepto equivocado me llevó, por mucho tiempo, a no intentar si quiera conocerla más.

Algo similar nos puede pasar con relación a Dios. A nuestro alrededor hay muchas ideas respecto a Dios que cuando las creemos, afectan de una u otra manera, la forma en la que nos relacionamos con él. Por eso este mes, estamos tratando de explorar algunas verdades en cuanto a Dios según se ha revelado él mismo en la Escritura. Tener un concepto bíblico y verdadero de Dios es vital para poder relacionarnos correctamente con él.

Hemos visto que Dios es Soberano y que, por lo tanto, podemos confiar en él. Hemos visto que Dios no cambia en sus promesas y carácter y por eso él será fiel a su pacto y sus promesas son dignas de confianza. Hoy nos toca abordar otro atributo de Dios que al entenderlo mejor afectará la manera en la que nos relacionamos con él. Hoy hablaremos de la gracia de Dios.

Cuando hablamos de la gracia de Dios estamos tratando de describir algo que caracteriza a Dios que consiste en que él da cosas buenas, regalos, dones maravillosos a personas que no lo merecen. Lo hace no porque el que recibe tenga algo en particular que atraiga el favor o la atención de Dios, sino simplemente porque él se complace en dar por amor y para Su gloria.

Cuando Dios actúa en su gracia hacia alguien, Él asume la cuenta, el que recibe no merece para nada la bendición que se le da y por lo tanto, no hay lugar para la jactancia personal, sino lo que resplandece es la gloria de Dios. Él se lleva todo el crédito y la gloria. Dios es un Dios de gracia y éstas son buenas noticias para todos nosotros.

Esta es la lección principal de un pequeño libro del Antiguo Testamento sobre un profeta llamado Jonás. Aunque Jonás es bastante conocido y famoso por haber permanecido por tres días en el vientre de un gran pez, eso es lo menos importante del libro que lleva su nombre. Si hay un mensaje importante en el libro y para nosotros hoy es este: No hay casos perdidos con un Dios de gracia.


Browse All Media

Related Media


Cleanse Me 2
SermonCentral
PowerPoint Template
Grace Never Ends
SermonCentral
PowerPoint Template
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion