You can still use the old site through Easter 2017. Click Here to use the Old SermonCentral.com.
Sermons

Summary: Sometimes our petitions to God are so unreasonable, yet...

Pedir a Dios sin dudar ¿Pedir qué?

Santiago 1:6-12

Mateo 21:21-22

I. Introducción

A. Los que pasamos por pruebas o tribulaciones, sea que estas sean internas (auto generadas) o externas (producidas por otros) normalmente no encontramos normal regocijarnos. La tendencia humana es perder la perspectiva, perder la dirección.

1. La tendencia humana es encontrar refugio precisamente en aquello que nos va hundir más: alejarnos de Dios. Santiago nos insta a regocijarnos cuando nos encontremos en diversas pruebas (1:2).

2. Santiago dice que las pruebas externas son buenas porque estas producen paciencia (1:3). Pero esta paciencia no aparece naturalmente en medio de las pruebas. Para Santiago la solución es la adquisición de sabiduría (1:5).

3. Cuando Santiago apela para la sabiduría es su manera de decir que lo que necesitamos es una conexión con Dios. Porque al pedir la sabiduría necesariamente estamos reconectándonos con Dios.

B. La sabiduría, por tanto, es un don de Dios. Y Santiago nos dice que ese don de Dios es sin reservas, sin cálculos, sin reproches.

1. La palabra “abundantemente” o con liberalidad (1:5) es una palabra que aparece solo aquí en el NT. El significado original es “sin reserva mental.”

2. Quiere decir que Dios está absolutamente dispuesto a dar la sabiduría sin dudar, sin ninguna reserva mental. Dios no reniega ni regaña. No critica ni apunta a tus faltas. El hecho que haz venido a El en reconocimiento que le necesitas, es suficiente para dar lo que pides.

3. Ese don de Dios es sin titubeos, sin reservas, sin calcular para ver cuanto de la sabiduría que pides te puede dar. O sea, Dios da la sabiduría “sin reserva mental.” No para para considerar tu sinceridad.

4. Esta es la primera parte de la ecuación. Si pides, Dios da la sabiduría. Dios te hace paciente. Dios es capaz de producir gozo no por la prueba o tribulación, sino dentro de o a pesar de las tribulaciones. Pero hay una segunda parte a esta ecuación que tienes que considerar:

II. La problemática de la duda

A. 1:6, “Pero que pida con fe, sin dudar; porque el que duda es semejante a la ola del mar, impulsada por el viento y echada de una parte a otra.” La segunda parte de la ecuación es como resolver el problema de la duda.

1. Santiago muestra el otro lado de la moneda. Primero muestra como Dios da, pero ahora enfoca al que pide y como pide. Y aunque Dios no tiene ningún problema dando abundantemente, la manera en como Dios responde a nuestro pedido está limitado, no por Dios, sino por la manera cómo y qué pedimos.

2. Aunque Dios no tiene reservas en la manera que da, hay una condición, hay un adendum, una cláusula en el contrato, un pre requisito que viene junto con la promesa:

3. 1. La condición para recibir sabiduría sin reserva, sin reproches, sin considerar mi sinceridad es que quien pide debe pedir “con fe y sin dudar.”

B. Parece que Santiago recordaba las palabras de Jesús en Mat 21:21-22, “Respondiendo Jesús, les dijo: En verdad os digo que si tenéis fe y no dudáis, no sólo haréis lo de la higuera, sino que aun si decís a este monte: "Quítate y échate al mar", así sucederá. Y todo lo que pidáis en oración, creyendo, lo recibiréis.”

Browse All Media

Related Media


Breaking Through
SermonCentral
PowerPoint Template
Growing In Grace
SermonCentral
PowerPoint Template
Journey Of Faith
SermonCentral
PowerPoint Template
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion