Sermons

Summary: Tratando de ayudar en las relaciones de las familias a través de la familia de Jacob

¿Cómo enderezar lo torcido en las relaciones?

Jacob y su relación con la familia.

Génesis 27, 31, 33

Introducción

Cada uno tenemos un sueño de la familia idónea. Algo así como un ambiente de cariño y seguridad en lo cual los niños se crian felizmente y los padres les dan consejos de sabiduría y los abuelos están allí al lado echando una mano y regalándoles chuchis. Jamás se pegan voces y las discusiones son muy suaves sin rencor alguno. Los niños siempre juegan juntos felices y comparten sus juguetes, siempre hacen sus deberes sin quejar y obedecen a sus padres.

La realidad es algo distinto ¿no? Incluso para nosotros dentro de la iglesia. Nuestra experiencia no siempre ha sido de lo más bueno e incluso después de ser creyentes llevamos el bagaje del pasado dentro del matrimonio y podemos seguir sufriendo en la familia. Hasta tal punto que hay quienes en nuestra sociedad que están buscando otros modelos de criar niños y experimentar la convivencia.

A veces podemos imaginar que familias problemáticas son una nueva invención. Que está situación ha llegado con el rock & roll y la droga. Que en los viejos tiempos se vivía de verdad este sueño de que hablabamos antes. ¿Es cierto? Lo dudo. Nada más echarnos un vistazo a la vida de Jacob y nos damos cuenta que tenemos buenos compañeros en este camino hacia una vida equilibrada en familia.

Mi propósito no es identificar 10 puntos clave para conseguir una familia de éxito, sino destacar cosas de su vida de las cuales podemos aprender.

Hay que recordar que Jacob no se hizo perfecto en su encuentro con Dios en Betel. Llevaba todo lo que le quedaba de su vida en un largo camino de aprendizaje. Lo mismo da para nosotros. Será en cuanto vayamos aprendiendo a obedecer los principios contenidos en la Biblia que las cosas también se pondrán en su sitio respecto a nuestras familias.

Aquí identificamos algunos de los problemas que hay que tomar en cuenta al pensar en el entorno de Jacob. Luego pensaremos en las consecuencias de estos problemas. Y por último vamos a considerar cómo se resolvió y hasta qué punto, y además qué nos dice el Nuevo Testamento para ayudarnos.

Problemas:

1.El favoritismo (por parte tanto de Isaac como de Rebeca). Esto nos habla entonces de una falta de amor, comunicación y confianza entre los dos. Parece que vivían distintas vidas y apenas se hablaban como pareja.

2.Un problema de confianza entre los propios miembros de la familia (27). ¿Cómo es que una pareja tan enamorada al principio (24:67), podría llegar unos años después a tal estado? Que una de los dos quiere engañar y herir al otro y lo hace abiertamente y con la complicidad de su hijo.

3.Isaac vivía por los sentidos – el apetito, el tocar, el oír. Eso le dejó seducir por el engaño de Jacob y Rebeca. “Sus ojos se oscurecieron (27:1) e impidieron que reconciera al impostor. A el le gustaría saborear una más de estas comidas tan sabrosas. Su sentido de olfato y de palpar le dice que tiene el hijo correcto (27:27). Sin embargo, sus oídos le advierten que algo va mal (27:22)… En ningún caso le encontramos buscando la voluntad de Dios en oración.” (Jake: Just Learn to Worship – p.53)

4.La relación entre los hermanos parece complicada también. A Esaú le gustó estar fuera en el campo, mientras para Jacob estar en casa le servía mejor – tenían distintas perspectivas de la vida y se desarollaban con distintos carácteres (25:27). Esto es normal pero no debe perjudicar a las relaciones entre hermanos. En este caso parece que sí lo había hecho.

5.La desobediencia – Dios había dicho que el mayor serviría al menor (25:23), pero Isaac se pone a bendecirle a Esaú en vez de Jacob (27:1-4)

6.Un nuevo principio no necesariamente evita que todo vuelva a ocurrir (31) – Jacob también mantenía mala relación con Laban, no todo por su culpa, le engañó, y luego no le quedó otro remedio sino huír como hizo antes con su hermano. Esto quiere decir que llevamos las mismas propensiones y características dentro de nosotros y las circunstancias en nuestro alrededor no las cambian.

7.¿Cómo reparar/arreglar una relación dañada?

Estos son algunos de los problemas que se pueden ver en la familia de Jacob.

Consecuencias de todo esto:

Cada problema conlleva consecuencias. No podemos evitarlo – es la ley de la siembra y la cosecha de la semana pasada. No podemos vivir sin que nuestras actitudes y actuaciones traigan consecuencias, que sean buenas o malas. En este caso vemos algunos:

Falta de comunicación (entre Isaac y Rebeca p.ej. Génesis 27)

Engaño y mentira (Rebeca y Jacob, Génesis 27)

Injusticia (Laban a Jacob y Jacob a Laban, Génesis 29:23-25; 30:41)

Amargura (Esaú, Génesis 27:34)

Copy Sermon to Clipboard with PRO Download Sermon with PRO
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion