Sermons

Summary: Dios ofrece algo a nosotros, salvación gratuito, que es una tonteria al mundo que siempre se fija en si mismo. Esta es una demostración del reino al revez de Dios.

  Study Tools
  Study Tools

1 Corintios 1:18-31

v. 18

La salvación que Dios ofrece es una locura para el mundo. No sé si recuerden, pero hace algunas semanas hablé de cómo la petición del ladrón al lado de Jesús que se le salve era una tontería. Un hombre que esta muriendo no pide a otro señor que esta muriendo en el mismo lugar que le salva. Eso no tiene sentido. Entonces no es tan difícil entender que en este mundo que concentra en la lema “YO puedo hacerlo.” Yo voy a proveer por mi familia, yo voy a trabajar. Muchas veces oigo cosas de cristianos cuando hablan de si mismo en vez de Dios. Dicen, yo voy a vencer el pecado, yo voy a hacer mas para mi Señor. Esta gente tiene buenas intenciones, pero es que no entienden quien hace el trabajo. Nosotros no hacemos nada por Dios. Nosotros solamente podemos trabajar junto con Dios. Podemos decirle mira Señor aquí estoy y quiero trabajar donde tú estas trabajando. Jesús mismo dijo que no pudo hacer nada por si solo, sino solamente a través de su padre celestial.

El Señor esta trabajando en los corazones de personas que no entienden, de personas que creen que van a ganar su entrada hacia el cielo por ser buena gente. Entonces es necesario dependernos de Dios a través de la oración que nos da el capaz de sentir su Espíritu y donde su espíritu santo esta trabajando. Y que el hace el cambio de corazón en cada persona, que El le ayude a ver que pueden recibir este regalo gratuito. Pero nosotros nos podemos pasar las oportunidades que nos da para evangelizar.

v. 25

Una vez mas encontramos algo en la palabra de Dios que nos enseña confiar en el. Su plan es mejor. La locura de Dios es más sabia que la sabiduría humana. ¿Que haríamos si Dios no pidiera hacer algo que a nosotros y al mundo parecía tonto? Déjame darles un ejemplo. Una familia de esta iglesia hace 6 o 7 años vendió su casa y se mudaron a una casa más pequeña y barata. Ellos no estuvieron dentro de una crisis financiera, sino que ellos se sintieron algo de Dios. Se sintieron que Dios les estaba guiando a hacer esto para que podrían darle mas a el. Esta familia con fidelidad ya daba su diezmo al Señor. Pero ellos quieran darle más económicamente y la única manera de hacerlo era vender su casa y bajar sus gastos mensuales. Ustedes se pueden imaginar como el mundo reaccionaría. ¿Qué, no puede ser, ustedes van a vender esta casa que trabajaron fuerte para comprar, van a comprar algo mas pequeño, algo menos lujoso para poder dar más dinero a su iglesia? Loco pues. Aunque lucia increíble al mundo, ellos confiaban en la sabiduría de Dios, aun cuando parece locura.

Déjame contarles otra historia. En el viejo testamento podemos encontrar otros ejemplos de este tipo. En el libro de Jueces, encontramos la historia de Gedeón. El tenía un ejecito de 32 mil hombres. Mientras se alistaron para la batalla, el Señor habló a Gedeón y le dijo, 32 mil hombres son demasiados. Si ustedes ganan la batalla, habrá la tentación de jactarse de su propio poder. Entonces quiero que mandes a casa todo hombre que tiene miedo. 22 mil hombres del ejército regresaron a casa ese día porque tuvieron miedo. Entonces Gedeón quedó con un ejército de 10 mil hombres. Pero el Señor dijo, ay, todavía hay demasiada gente. Hazlos bajar al agua y allí los seleccionaré por ti. Allí el Señor le dijo, a los que laman el agua con la lengua, como los perros, sepáralos de los que se arrodillen a beber. Trescientos hombres lamieron el agua llevándola de la mano a la boca. El Señor mando el resto a casa y dejó a Gedeón con un ejército de 300 hombres. Y esas 300 ganaron la batalla sin levantar ni una espada. Pero si ofrecería al mundo la opción de tener un ejercito de 32 mil o de 300, cual cantidad escogerán?

Nosotros podemos confiar en Dios si el nos pide hacer algo raro. El ha demostrado miles de veces que merece nuestra confianza.

v. 26-31

Inmediatamente esto versículos me hacen pensar en los discípulos. Pablo esta escribiendo de otras personas que nosotros no conocemos. Quien eran los discípulos, que tipo de gente?

Ellos eran gente pobre, gente normal, gente sin fama. Pedro, Andrés, Jacobo y Juan eran pescadores. Mateo era un recaudador de impuestos. La gente odiaba los recaudadores de impuestos, alguien sabe porque? (Lucas 19:8, Zacheo y Jesús). Jesús no escogió a los mas sabio, ni los mas educados. Pablo dice que este es para que la gente no pueda jactarse. Yo sé el trabajo que hago no es por que soy especial, no es por que yo soy el mejor predicador del mundo porque no lo soy. Cuando Dios me llamó, ni siguiera hablaba español. Yo puedo gloriarme en mi Señor que me dio los dones necesarios para seguir su voluntad en mi vida

Download Sermon With PRO

Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion