Improve your sermon prep with our brand new study tools! Learn all about them here.
Sermons

Summary: ¿Qué harías si supieras que este viernes vas a morir? Ese domingo hace aproximadamente 1,970 años, esas mismas palabras podrían haber cruzado por la mente de Jesús. El día que ahora llamamos el Domingo de Ramos era el primer día de la última semana de la

  Study Tools

"Un Día de Aplausos” Domingo de Ramos Lucas 19:28-44

El Ejército de Salvación

Capitán Gerardo Balmori

¿Qué harías si supieras que este viernes vas a morir?

Ese domingo hace aproximadamente 1,970 años, esas mismas palabras podrían haber cruzado por la mente de Jesús. El día que ahora llamamos el Domingo de Ramos era el primer día de la última semana de la vida terrenal de Jesús.

Este viernes Jesús va a morir. Pero hoy, hoy es un día de aplausos. Sabemos que…

I. LOS APLAUSOS FUERON MERECIDOS

Cuando Jesús se acercó a Jerusalén la escena era intensa.

Llegó en el tiempo de la Pascua de los judíos. Una muchedumbre de peregrinos judíos religiosos había inundado ya la ciudad. Y es esta multitud la que proclama rey a Jesús, quien entra en la ciudad santa de Jerusalén, montando un burrito.

El texto nos dice en el v. 37 que la muchedumbre “toda la multitud de los discípulos, gozándose, comenzó a alabar a Dios a grandes voces” Levantando gritos de ¡Hosanna! Que significa, ¡Salve! “Bendito es el rey que viene en nombre del Señor”

El profeta del Antiguo Testamento Zacarías escribió: (Lea Zacarías 9:9)

¿Por qué le aplaudiría esta gente a Jesús? El texto nos da algunas pistas.

v. 37 dice “toda la multitud de los discípulos, gozándose, comenzó a alabar a Dios a grandes voces por todas las maravillas que habían visto”

Ellos habían visto a Jesús sanando al cojo, el ciego recibiendo la vista. Incluso los muertos fueron resucitados. ¡Lázaro era la prueba! En pocas palabras, Él les trajo la esperanza

Imagino a un soldado romano que galopa hasta el lugar donde Jesús está pasando. Él ha asistido a desfiles triunfales en Roma, las cuales honran a sus héroes. El general conquistador se sienta en un carro de de oro, caballos blancos tiran del carruaje. Detrás de él vienen los oficiales con su armadura pulida, llevando las vistosas banderas de los enemigos derrotados. Mas atrás, viene una procesión de harapientos esclavos y prisioneros de guerra en cadenas “demostrando lo que pasa cuando alguien se opone a Roma”. En la entrada triunfal de Jesús, la muchedumbre que exalta al rey forma parte del desfile, pero no en cadenas, sino libres: el cojo, el ciego, el pobre y todo aquel humilde de corazón. Cuando el soldado busca el objeto de su atención, (El buscaba a un Rey con vestiduras de oro) ve a un hombre humilde montado sobre un burro que además es prestado. No es una figura muy impresionante, quizás, para un romano. Pero es la mejor demostración de “Dios hecho hombre”. El desfile de un rey manso y pacífico.

Los aplausos fueron seguramente merecidos. Pero también seamos conscientes que…

II. El APLUAUSO DE ESE DÍA PRECEDIÓ A LA TRAICIÓN

Hay algo triste sobre este día de entusiasmo. Si usted conoce el resto de la historia probablemente esté consciente que la semana tendrá acontecimientos trágicos, especialmente el día viernes.

La historia tiene su punto culminante, no cuando Jesús que entra en Jerusalén, sino en su llanto por la ciudad misma. Mientras Jesús merece una entrada triunfal como el rey, Lucas enfatiza que Jesús se desilusiona porque la misma multitud que levanta “Hosannas”, también lo traicionará.


Browse All Media

Related Media


Palm Sunday 1
SermonCentral
PowerPoint Template
Palm Sunday 2
SermonCentral
PowerPoint Template
Palm Sunday 3
SermonCentral
PowerPoint Template
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion