3-Week Series: Double Blessing

Sermons

Summary: ¿Por qué como iglesia nos convertimos en inútiles para el Señor?

LAODICEA: LA IGLESIA INEFICAZ

Ap. 3:14-22

Quiero empezar esta meditación con el v22 “El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias” esta expresión ya nos es muy familiar… porque es la posdata que Jesucristo siempre añade a sus cartas a las iglesias… y ya la hemos escuchado 7 veces… “el que tiene oído oiga” era la expresión que frecuentemente Jesucristo decía después de narrar una parábola, o de enseñar algo importante…pero aquí se añade algo: “el que tiene oído oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias”. Notemos que estas cartas fueron dictadas por Jesucristo… pero al mismo tiempo son palabras pronunciadas “por el Espíritu Santo” esto significa autoridad… y que como el resto de la Biblia son palabras inspiradas por el Espíritu Santo y que deben ser preservadas por escrito para beneficio de todas las iglesias en todo tiempo y lugar.

Estas 7 cartas nos muestran los diferentes ataques del enemigo para causar problemas en las iglesias, por ejemplo en Éfeso el problema era la costumbre, la formalidad externa había cobrado tanta importancia que habían perdido su amor a Cristo…En Esmirna, la estrategia del enemigo, fue la persecución, cárcel, despojo y muerte…En Pérgamo el problema fue la tolerancia a los que enseñaban falsas doctrinas, en Tiatira se había introducido la idolatría que era tolerada a cambio de bienestar económico, Sardis era el mundo disfrazado de iglesia cristiana, Filadelfia se nos presenta como la única iglesia fiel a Jesucristo, y Laodicea era una iglesia con un pie en el mundo y con otro en el reino de Dios, ni fría ni caliente…

Actualmente a la iglesia de Jesucristo le lanzan estas acusaciones: “La iglesia está en su peor forma de toda la historia, está fea, gorda de tanto comer pero no trabaja” “está tan desnutrida que nadie quiere ser como ella, debería de buscarse otro alimento” “La iglesia es invisible, nadie sabe dónde está de lunes a sábado se confunde entre el mundo” “La iglesia ya se comprometió tanto con el mundo que perdió su compromiso con Cristo” “Vine a la iglesia a escuchar la palabra de Dios pero solo encontré palabra de hombre” “A esa iglesia le deberían llamar centro nacional del chisme” “La iglesia no tiene objetivos espirituales solo monetarios” “Ah si la iglesia volviera a ser como la iglesia del primer siglo todos se amaban, porque amaban a Cristo” No es cierto, en estas cartas se ve que no hay iglesia perfecta ni en el primer siglo ni en el siglo 21, o veamos a la iglesia de Corinto, había grupos de poder, unos seguían a Pedro, otros a Apolos otros a Pablo y otros a Cristo; un caso de incesto tolerado, los hermanos se demandaban ante los jueces civiles, varios de los miembros vivían en unión libre, o en adulterio, había un gran desorden a la hora de celebrar la cena del Señor, había mucha arrogancia por los poseedores de ciertos dones espirituales, varios de sus miembros negaban la resurrección de Jesucristo…y a pesar de todos estos terribles problemas de todo tipo, Jesucristo no les dice: fuera de esa iglesia, ya no celebren la cena del Señor, ¿qué están haciendo aquí adúlteros?...Tal vez la iglesia de Laodicea y la de Sardis eran las peores iglesias de Asia menor pero aún así Jesucristo tenía la estrella en su mano…yo la cuido, la sostengo, la alimento, limpio, la corrijo y la amo y nadie me la arrebatará de mi mano.

Ya saben el formato que Jesucristo sigue en sus cartas a las iglesias… introducción, evaluación, exhortación y bendición.

I. INTRODUCCIÓN

“El principio de la creación de Dios, dice esto”

Primero quiero decirles que el Apóstol Pablo fundó esta iglesia junto con la de Hierópolis, y Colosas, que Pablo escribió una carta a la iglesia de Laodicea pero que en la providencia de Dios se perdió y no conocemos su contenido…

La ciudad de Laodicea era famosa por la producción de telas y todo tipo de textiles, otra característica de Laodicea es que allí se encontraba una escuela de medicina y producción de medicamentos, que eran exportados a todo el imperio romano, en tercer lugar, Laodicea era un centro comercial muy influyente, allí estaban prestamistas y los receptores de dinero más importantes de Asia menor, era un centro financiero bastante importante en el imperio romano, había mucha gente rica, edificios enormes, coliseos, baños públicos, estadios, era una ciudad moderna…hay otra característica importante de los habitantes de Laodicea…cuando varias ciudades fueron devastadas por un sismo, el imperio romano ofreció ayuda financiera para su reconstrucción, los arrogantes habitantes de Laodicea rechazaron la ayuda y ellos mismos la reconstruyeron…y la iglesia cristiana fue contagiada por esta plaga de arrogancia y de autosuficiencia.

Por esa razón Jesucristo le dice: v17 “Porque tú dices: Yo soy rico, y me he enriquecido, y de ninguna cosa tengo necesidad; y no sabes que tú eres un desventurado, miserable, pobre, ciego y desnudo”

Copy Sermon to Clipboard with PRO Download Sermon with PRO
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion