Sermons

Summary: Las cosas que se aprenden al sentarse a la mesa con jesús

  Study Tools

En la mesa con Jesús

Lucas 14:1-24

Intro. ¿Te gusta ir a fiestas? ¿A qué vas a una comida especial o una celebración? Bueno, vas a comer, platicar y pasarla bien. ¿Qué pensarías si te dijera que puedes ir a una recepción, a una comida a aprender? Pues hoy les quiero invitar a una comida muy especial. Les invito a ir a una fiesta con Jesús. Es más, les invito a sentarse a la mesa con Jesús y verán cuánto aprendemos por haber estado a la mesa con Jesús.

Lucas 14, se desarrolla en el contexto de una comida. Y al estar en la Mesa con Jesús aprendemos tres cosas muy importantes para nuestra vida.

1.A Dios le agrada que seas misericordioso vv. 1-6

1.En los primeros seis versículos de este capítulo se nos narra que Jesús fue invitado a comer a casa de un fariseo importante. Nos dice la Biblia que era día de reposo. Era un día en que debía haber descanso de las actividades laborales. Pero, recordemos, que los fariseos habían inventado reglas humanas para evitar que la gente transgrediera el descanso del día de reposo. Así que los demás invitados fariseos estaban muy pendientes de Jesús para ver si cometía alguna falta de acuerdo con sus leyes humanas. (le acechaban).

2.Al llegar a la mesa estaba delante de él un hombre enfermo. Tenía hidropesía. Por mal funcionamiento de su organismo retenía líquidos, así que debía estar hinchadísimo. Allí Jesús estaba en la encrucijada Había un hombre que necesitaba de su ayuda y por otro lado estaban sus detractores esperando que diera un paso en falso. Jesús valorando la situación, les pregunta: v. 3 “Es lícito sanar en el día de reposo?” Según las leyes humanas de los fariseos, la respuesta era no. No era lícito hacerlo. Pero ellos se quedaron calladitos, esperando cuál fieras el momento de saltar encima. Jesús sanó al hombre y le despidió. Y antes de que los fariseos pudieran decir algo los confrontó con sus propias consciencias, mostrándoles las inconsistencias de sus normas humanas: v. 5 “¿Quién de vosotros, si su asno o buey cae en algún pozo, no le sacará inmediatamente, aunque sea día de reposo?” Nadie pudo responderle porque sabían que ellos si hubieran sacado a su buey del pozo aunque no fuera día de reposo. Cuánto más debían tener misericordia de este ser humano.

3.¿Por qué se arriesgó Jesús delante de sus enemigos que estaban esperando el más mínimo paso en falso para atacar? Después de todo, el enfermo no pidió ser sanado. Lo hizo porque es misericordioso. Esta es primera lección que aprendemos en la mesa con Jesús: “A Dios le agrada que seas misericordioso”

4.A Dios le agrada que hagas el bien a los que necesitan de tu ayuda, aun sacrificando tu comodidad y tus deseos. Exactamente eso hizo Jesús por ti y por mí, y él quiere que hagamos nosotros lo mismo.

5.Ilustra: La gatita. Pequeñita, desprotegida… Aun yo que no soy afecto a los animales al verla tan necesitada, me da compasión. Un gatito indefenso puede movernos a la misericordia, pero que tal si fuera un animal feo, como una zarigüeya. Pues sabes, yo era por mí pecado como una zarigüeya y Jesús tuvo misericordia de mí. Por eso decimos que debemos ser misericordiosos con los que nos rodean porque “A Dios le agrada que seas misericordioso”.


Browse All Media

Related Media


Disciples
SermonCentral
PowerPoint Template
Not Dead But Alive
Tim Kressin
Video Illustration
Love The Lord
Integrity
Worship Music Video
Talk about it...

Nobody has commented yet. Be the first!

Join the discussion